domingo, 9 de octubre de 2016

Serie azul (II): De la teoría del color al gusto personal


El azul es mucho más que un color, es una forma de mirar, de ver la vida, de ser, de sentirse,… Igual ocurre con el resto de colores. Pero la serie es sobre el azul y evidentemente voy a basarme en este color para hacer este análisis, que recorre desde los componentes más teóricos hasta los más subjetivos.
Vestir; moda; combinar colores; sentirse bien

LA TEORÍA SOBRE LOS COLORES: DEFINICIÓN DE AZUL


Para empezar por la base, recurro a la teoría, para lo que uso algunas definiciones del color azul:
  • En el diccionario de la Real Academia de la Lengua Española, la primera definición que establece de azul es un adjetivo: Dicho de un color: Semejante al del cielo sin nubes y el mar en un día soleado, y que ocupa el quinto lugar en el espectro luminoso.
  • Mientras que la Wikipedia indica que El azul es el color que se percibe ante la fotorrecepción de una luz cuya longitud de onda mide entre 460 y 482 nm.
Obviamente, me quedo con la primera, que me parece de lo más poética.

LA PERCEPCIÓN DE LOS COLORES


La experiencia, en cambio, me ha sorprendido sobre la influencia de la percepción personal en lo que se refiere a los colores ya que, lo que para mí son tonos de azul para otros son tonos de blanco, gris, verde, violeta,... Aunque en teoría la longitud de onda del azul se sitúa entre el verde y el violeta y sería lógico pensar que sólo con esos colores se pudiera crear confusión.
Mis creencias se situaban en que considerar que un tono se correspondía con un color u otro era algo más bien cultural. Por ejemplo, para mí el aguamarina es un tono de azul y hay mucha gente que lo considera verde o el gris plomo lo relaciono con un tono de celeste. Pero está claro que hay mucho más.
Por eso he investigado un poco y me ha convencido lo que expuso en su tratado “Teoría del color” Johann Wolfgang von Goethe, indicando que lo que vemos de un objeto no depende solamente de la materia; ni tampoco de la luz de acuerdo a Newton, sino que involucra también a una tercera condición que es nuestra percepción del objeto, en la que se halla involucrado el cerebro y los mecanismos del sentido de la vista.
Como ejemplo claro a esta teoría, está el caso de la imagen de un vestido que hace algo más de un año se hizo viral, ya que su color dependía de la persona que lo viese. La polémica estuvo servida. Se demostró ésta y otras hipótesis sobre el color y aspectos psicológicos, de aprendizaje y de percepción, entre otros. Reiterando en la influencia de la persona que ve y mira.
azul; negro; blanco; dorado
Fuente: Twitter

CÓMO USAR LOS COLORES PERSONALMENTE


Por todo esto y muchas cosas más que no pretendo analizar por ahora, puedo concluir que la elección de colores es totalmente personal. Nadie nos puede imponer nuestro color favorito, y menos aún forzarnos a que tengamos un único favorito.  

Especialmente después de lo analizado respecto a la percepción me aventuro a decir que puede ocurrir que ese favorito cambie con nuestra evolución como personas, tanto a nivel físico respecto al sentido de la vista como al psicológico.
Las pautas que sí os doy con respecto a cómo usar los colores a la hora de vestirnos son las siguientes:
  1. Elegir el/los color/es del look del día y combinarlo: Un día nos levantamos de un cierto humor y nos apetece ir de amarillo y otro día preferimos el negro. Pero ¡ojo!, que es probable que el transcurso del día provoque que nos apetezca cambiar, por eso los colores más radicales es mejor combinarlos con colores neutros y debemos evitar los total look de un único color para todo el día.
  2. No debemos caer en la monocromía cotidiana, ya que nos volvemos aburridos o predecibles. Combinar colores puede ser más o menos difícil pero es divertido, estimulante y no implica llevar diferentes colores vivos, es suficiente con tonos de un mismo color que contrasten para evitar el efecto aburrido.
  3. En caso de duda, elegir colores que nos favorezcan en función de nuestros rasgos como color de pelo, de piel, de ojos,...
  4. En ciertas ocasiones especiales es muy importante elegir en función de las personas a las que vamos a ver, ya que ellos tienen su propia percepción  y al vernos reaccionarán conforme a la percepción que reciben de nuestro atuendo. Así que en situaciones críticas de nuestras vidas como una entrevista de trabajo o una cita romántica debemos elegir con cautela y pensarnos dos veces lo que vamos a usar, teniendo muy en cuenta la impresión que queremos causar. Para estos asuntos de imagen externa podemos recurrir a fundamentos como la psicología del color

EL AZUL: LA GAMA MÁS AMPLIA DE COLORES RECONOCIDA


Recopilando información para esta publicación sobre el color azul he aprendido que soy de la multitud, que el azul es uno de los colores preferidos en todo el mundo. Además de abarcar la gama de tonalidades más amplia.

colores primarios y secundarios
De hecho, si empezamos por la base del espectro, otra cuestión que me parece también muy poética, a la vez que intrigante, es que consideremos que el arco iris esté compuesto de 7 colores, 2 de ellos tonos de azul (azul y añil), en lugar de haberse clasificado en lo que considero que sería más objetivo, la clasificación de los 3 colores primarios y los 3 secundarios.

Para rematar, aludiendo de nuevo a Pantone: Desde el azul calmado y fresco del inmenso cielo hasta el introspectivo azul tinta de la profundidad de los océanos, los azules constituyen una gama de color con infinidad de posibilidades. El azul es el color más dominante en nuestro hábitat natural, y su gama resulta la más aceptada a nivel mundial. La mente humana, que de forma primaria asocia el azul con un mar en calma o el cielo, concibe este tono como sinónimo de tranquilidad y constancia, lo que convierte a esta gama de color en una imagen simbólica de fiabilidad y confianza.
So be blue or whatever, be yourself anyway. Porque está claro que las modas cambian y la percepción de los colores los hace cambiantes también en muchos aspectos, así que sé tú mism@ y aprende a sentirte bien con lo que te gusta.

¿Cuál es vuestro color favorito? ¿Habéis detectado que percibís los colores de un modo diferente al resto?